Israel admite que un ataque de su ejército causó la muerte de los siete cooperantes

Las fuerzas armadas anuncian una investigación “independiente” | La organización humanitaria asegura que el dispositivo de ayuda se había coordinado con el ejército israelí

El ejército israelí ha admitido que un ataque suyo causó la muerte de los siete cooperantes de un convoy de ayuda humanitaria de la ONG del chef José Andrés, World Central Kitchen. “El trágico incidente de anoche se produjo como resultado de un ataque de las Fuerzas de Defensa Israelíes (FDI) y estamos investigando las circunstancias”, ha señalado la institución militar en un comunicado.

A través de su portavoz, Daniel Hagari, ha anunciado que “un equipo independiente, profesional y experto” llevará a cabo una investigación. Y ha expresado su “dolor a las naciones aliadas” de las que varios de los trabajadores muertos eran ciudadanos: EE UU, el Reino Unido, Australia o Polonia. El primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, ha asegurado que el ataque “no fue intencionado” y que “esto ocurre en tiempos de guerra”, ha dicho en un mensaje grabado en vídeo.

El presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, ha exigido desde Siria a Israel que aclare las circunstancias del ataque, que se produjo el lunes por la tarde, después de que el convoy de WCK entregase 100 toneladas de comida en un almacén en el centro de Gaza. Según el organismo, los movimientos del convoy habían sido coordinados con el ejército. WCK ha suspendido su actividad en la Franja.

Netanyahu lamenta la muerte “involuntaria” de los cooperantes israelíes en Gaza

El primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, ha lamentado este martes la muerte en un ataque israelí de siete personas que trabajaban para el grupo de ayuda World Central Kitchen en Gaza, describiendo el incidente como trágico e involuntario. “Esto ocurre en tiempos de guerra. Lo estamos investigando a fondo, estamos en contacto con los gobiernos (de los extranjeros muertos) y haremos todo lo posible para que no vuelva a ocurrir”, ha dicho Netanyahu en una declaración grabada en vídeo. —- (Reuters) —

– El Ministerio de Sanidad de Gaza eleva a 32.916 el número de muertos por la ofensiva israelí. El Ministerio de Sanidad gazatí, controlado por Hamás, ha elevado este jueves a 32.916 muertos —la mayoría de ellos niños y mujeres— el número de víctimas en la Franja desde que se inició la ofensiva israelí el 7 de octubre. Además, hay 75.494 heridos. 

– Australia, el Reino Unido y Polonia exigen explicaciones a Israel por el ataque. El primer ministro australiano, Anthony Albanese, ha afirmado que se ha puesto en contacto con el Gobierno israelí para pedirle responsabilidades por la muerte de los siete miembros de la ONG World Central Kitchen, entre los que había una mujer australiana, un incidente que ha calificado de “inaceptable”. También el Reino Unido, a través de su ministro de Exteriores, David Cameron, ha pedido a Israel que investigue “inmediatamente” el ataque. “Es esencial que los trabajadores humanitarios estén protegidos”, ha dicho. También Polonia, de donde era ciudadano otro de los fallecidos, ha pedido explicaciones “urgentes”. —- El País —

Foto: El Heraldo

Emisora Fusaonline